talleres de fermentación y culturas vivas

Se encuentran prácticas ancestrales de fermentación alimentaria en todas las culturas de la historia de la humanidad, sabores y texturas repitiéndose en el tiempo. En contraposición a los paisajes sintéticos, estandarizados y homogeneizados de la industria alimentaria actual, es muy probable que históricamente muchos de los alimentos fermentados se hayan elaborado colectivamente en las épocas de cosecha, contribuyendo a la festividad ritual, nutrición y cohesión social de esas comunidades.

Darnos el tiempo de reducir la velocidad y prestar atención a los microorganismos puede dar espacio a explorar el significado de los cuidados en un planeta mucho más que humano y a nuevas perspectivas para re-imaginar cómo nos relacionamos con lo macro, de lo colectivo a lo personal, de lo celular a lo social. Así, recuperar y compartir sabores y saberes tanto en la cocina como la fermentación nos ayuda a analizar las formas concretas y abstractas en que nos relacionamos con todo lo demás, ya que nos conecta con nuestro entorno y los seres alrededor, la naturaleza y las fuerzas invisibles.

En los talleres nos involucraremos colectivamente en procesos vivos y aprenderemos sobre comer pensando en nuestros microbios y los beneficios de los alimentos fermentados. Fermentaremos paso a paso chucrut, salmueras, kombucha, kefir y bebidas probióticas, cereales y alternativas vegetales a los fermentos lácteos, y pensaremos cómo introducirlas en recetas, amplificando el sabor y la textura de los platos.

Gracias al Centro Civi Can Felipa, C.S.O. Kike Mur y La Raposa de Poble Sec por dar espacio a procesos vivos y permitirnos hacerlos durar con paciencia, presencia y cuidado.

Si te gustaría participar en los talleres de fermentación vegetal y culturas vivas o que organicemos uno juntes, dime cosas.